Recibí las actualizaciones en facebook

BUSCA LOS REMEDIOS NATURALES QUE NECESITES

Esta es la mejor alimentación para recuperar y evitar la pérdida muscular!!

La atrofia muscular es el desgaste o pérdida del tejido muscular que puede afectar a cualquier persona y se presenta normalmente con el envejecimiento.















Hay dos tipos de atrofia muscular, una atrofia por desuso por falta de actividad física y no utilizar los músculos lo suficiente, y una atrofia neurógena que ocurre cuando hay una lesión o enfermedad de un nervio que conecta al músculo.
Desde que nacemos los músculos van creciendo y formándose haciéndose cada vez más grandes hasta que llegamos a la edad de 30 años aproximadamente y a partir de esa edad se va perdiendo paulatinamente de un 3 a un 5 por ciento de masa muscular cada 10 años aproximadamente hasta llegar a los 75 años de edad en la que esa pérdida muscular se acelera. Durante la vejez esta atrofia muscular causa pérdida de fuerza y agilidad impidiendo muchas veces que se puedan realizar ciertas tareas incluso simplemente caminar.
Aunque la atrofia muscular debido al envejecimiento es algo natural, investigaciones recientes han demostrado que dos compuestos pueden mejorar esta condición deteniendo la pérdida muscular e incluso mantener que no empeore la condición si ya está en curso.
Según esta investigación comer manzanas y tomates verdes todos los días puede detener la pérdida de músculo. La investigación encontró que dos compuestos parecen tener un efecto inhibidor sobre ATF4, el factor genético de transcripción responsable del debilitamiento muscular relacionado con la edad, estos dos compuestos son el ácido ursólico, que se encuentra en la piel de las manzanas, y tomatidina, que se encuentra en los tomates verdes.

Este hallazgo de la investigación podría conducir a nuevas terapias para la debilidad muscular relacionada con la edad y la atrofia.
El estudio realizado en ratones mostró que al cabo de dos meses de añadir a la dieta de los roedores ácido ursólico y tomatidina, mostraron aumentos significativos de masa y fuerza muscular en un 10 y un 30 por ciento respectivamente.














Las investigaciones van a continuar en ensayos clínicos en personas lo que podría conducir a nuevos suplementos para ayudar a detener y tratar la atrofia muscular.
Pero, como seguro ya conoce el dicho de “una manzana al día mantiene al médico alejado´´, podemos empezar ya a tomar esta deliciosa fruta además de incluir en nuestra dieta los tomates para prevenir la atrofia muscular y fortalecer así los músculos.


TE RECOMENDAMOS VISITAR LA FUENTE: BUENA VIDA